Experiencia Intercultural de Candidato en Formación

Home/Español/Experiencia Intercultural de Candidato en Formación

Experiencia Intercultural de Candidato en Formación

Como parte del programa de formación, Greg Evers, candidato de la provincia de Cincinnati, ha estado experimentando el aspecto multicultural de los Misioneros de la Preciosa Sangre. Durante más de dos meses ha estado viviendo, orando y trabajando con los miembros de la Misión Centroamericana. Se le pidió que reflexionara sobre su experiencia y nos ha enviado esta reflexión:

Mi experiencia de Guatemala hasta ahora ha sido muy fructífera y reveladora al mismo tiempo. Todo desde el clima, la comida y la gente han sido enriquecedores para mi experiencia. Esta aventura también me ha permitido ver el impacto que los Misioneros de la Preciosa Sangre están teniendo en otros lugares de misión fuera de los Estados Unidos.

Foto grupal de candidato Greg Evers y miembros de la misión centroamericana.

Saliendo del aeropuerto, fui recibido afectuosamente por el padre. Rony Diaz C.PP.S. Quien me ayudó a instalarme en mi casa temporal en el seminario. Los miembros y los seminaristas han hecho lo posible para asegurarse de que me sienta cómodo y hacer los ajustes a un estilo de vida diferente. La paciencia y compasión que me han mostrado es un gran testimonio de la hospitalidad de la Preciosa Sangre. Aunque la barrera lingüística puede a veces presentar retos, a través de la paciencia y la cooperación, he podido participar más activamente en las actividades diarias aquí en el seminario. Esta experiencia me recuerda lo que San Pablo escribió en su carta a los Efesios: “Pero ahora en Cristo Jesús, vosotros que en otro tiempo estuvisteis lejos, habéis sido acercados por la sangre de Cristo” (Efesios 2:13). Esta es una gran descripción de la misión que no sólo los miembros de la Preciosa Sangre están llamados a hacer, sino también los cristianos y la humanidad en su conjunto. Este tema de ser acercados se ha repetido en otros lugares y tiempo durante mi estancia aquí en Guatemala.

Poco después de mi llegada, tuve el privilegio de visitar el área de La Labor donde otros misioneros de la Preciosa Sangre trabajan junto con las Adoratrices de la Sangre de Cristo. Allí, manejan una parroquia, trabajan operando un centro médico y una escuela. La Labor es un área muy afectada por la pobreza, con muchas necesidades que deben satisfacerse. El trabajo que se está haciendo allí es una señal segura de que estamos respondiendo al grito de la Sangre en nuestros tiempos modernos.

Alfombras de aserrin para las procesiones de antes de cuaresma.

Como parte del programa de formación, los seminaristas participan en varios ministerios. Dos de los seminaristas visitan un hospital infantil cada sábado para visitar a los enfermos, cantar algunas canciones con los niños y sentarse y hablar con los adultos que están presentes allí. Un sábado mientras estábamos compartiendo una comida juntos, mencionaron que uno de los niños que habían visitado con anterioridad en el día había fallecido. Este ministerio refleja lo que estamos llamados a hacer no sólo como miembros de la Preciosa Sangre, sino también como cristianos. Caminar con los que sufren y ayudarles a llevar sus cruces, aunque sea por un momento. Estamos llamados a estar con la gente, no sólo en sus mejores días, sino también en los malos. Aquí es donde he encontrado que muchos de nuestros miembros de la Preciosa Sangre florecen. A menudo acompañan a las personas en su vida individual. Ya sea por discernimiento espiritual o por el largo proceso de dolor de la pérdida de un ser querido, los Misioneros de la Preciosa Sangre están allí y están dispuestos a hacer lo que pueden para satisfacer estas necesidades. Esta es la espiritualidad de la Preciosa Sangre en acción.

Sólo he estado en Guatemala por un corto tiempo, pero ya mis horizontes se han ampliado. Ser capaz de experimentar una cultura que es totalmente ajena a mí ha sido beneficioso de muchas maneras. También viendo cómo la espiritualidad de la Preciosa Sangre se está viviendo aquí en Guatemala me da la inspiración para ponerme a disposición de los demás de cualquier manera posible. Puedo ver que el futuro es brillante para la misión aquí en Guatemala y para la congregación mundial.

 

Altar de Nuestra Señora de la Preciosa Sangre en la casa de la CPPS en la Ciudad de Guatemala

Una vista de Guatemala.

By | 2017-03-16T12:00:19+00:00 March 16th, 2017|Categories: Español|Comments Off on Experiencia Intercultural de Candidato en Formación